Concejo Municipal reformará ordenanza sobre controles de acceso viales

La  revisión se hará para evitar transgredir normas de transito terrestre colocando controles de acceso en arterias viales. La municipalidad debe garantizar a los ciudadanos el libre transito por las avenidas de la ciudad. Habitantes de la urbanización Los Olivos instalaron detrás de Mercasa portones sin los permisos otorgados por la Oficina Municipal de Planificación Urbana (Ompu).

La Cámara Municipal presentó este jueves en sesión ordinaria una propuesta para la revisión de la ordenanza que regula la instalación de controles de acceso (portones) para facilitar la prestación de servicios de vigilancia y seguridad en sectores, urbanizaciones y barrios consolidados del municipio Maracaibo.

El presidente del Concejo Municipal, Jesús Luzardo, solicitó a la comisión  de legislación, con carácter de urgencia parlamentaria, la revisión de esta norma para poner fin a los problemas que se han suscitado en torno a la instalación de portones para controles de acceso en la ciudad.

“Cuando se aprobó esa ordenanza, lo hicimos para minimizar los altos índices de inseguridad, pero hasta el momento se ha agudizado la instalación de esas estructuras, y se ha incurrido en la trasgresión de dicha norma. Se ha observado una especie de anarquía”, recalcó Luzardo.

Aseguró que la reforma a la ordenanza se hace necesaria ya que en algún momento todas las calles del municipio (barrios y urbanizaciones) van a estar cerradas. Explicó que el deber de la municipalidad es garantizar a los ciudadanos el libre transito por calles y avenidas.

El funcionario también anunció que según el artículo 17 de la norma municipal, cada cuatro años la ordenanza será revisada y, según sea el caso, modificada o reformada.

“Estamos en mora con el municipio Maracaibo y la revisión de esta ordenanza. La propuesta final es exhortar a las comisiones de legislación y la de urbanismo, para modificar la ordenanza”, refirió el funcionario.

Control de acceso en Los Olivos

El presidente del Concejo Municipal enfatizó que en el caso de los portones instalados en la urbanización Los Olivos, se incurrió en la violación de la ordenanza que regula la instalación de estos controles, debido a que la misma establece claramente que para el cierre de una vía tienen que solicitar un permiso en la Oficina Municipal de Planificación Urbana (Ompu) y es este organismo el que decide, tras recibir los recaudos, si otorga el mencionado permiso.

También aseguró que los habitantes de Los Olivos violaron dos artículos principales del reglamento, al no reunir más del 75 por ciento de las firmas requeridas y, la segunda, que esa vía conecta con otra de alto tránsito que, a su vez sirve de deshogo a todo un sector, razones por las cuales no se otorgó el permiso.

Luzardo también anunció que por estas razones una de las posibles modificaciones a la norma sería recabar ciento por ciento de las firmas por parte de los integrantes de la comunidad que solicitará los permisos y que el sector barrio o urbanización no se encuentre en las cercanías de arterias viales importantes, para que no afecte la movilidad urbana del municipio.

Apuntó también que el Poder Judicial debe acatar las decisiones del Poder Municipal, emanadas del ejercicio de una ordenanza, porque el día en que los poderes desconozcan la autoridad de las normas y entes municipales, se incurre en la anarquía y en desorden.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Œ